Saltar al contenido
JuanBer.co

Lo que la mayoría no sabe sobre la libertad financiera

libertad-financiera-salto

Libertad financiera es un término del que se habla un montón hoy en día pero muchas de las cosas que se hablan están terriblemente mal. Para cada persona la libertad financiera tiene un significado distinto, para unos significa no tener deudas, para otros es poder comprar lo que quieren cuando quieren y para otros tantos es simplemente ser rico. 

Ideas previas sobre la libertad financiera

Cualquiera de las anteriores definiciones es bastante deseable.

Todas estas respuestas son una visión muy limitada (en unos casos) o distorsionada (en otros casos), de todo lo que implica tener independencia financiera y, ¿estás de acuerdo conmigo en que, cuando no sabes lo que estás buscando, se pone bastante difícil poder encontrarlo?

Lo cierto es que vas a ver personas que lo logran y otras personas que no.

Como hemos hablado antes, los resultados que obtenemos en la vida suelen ser una estupenda carta de navegación.

La libertad financiera es un resultado.

Es más que un concepto de moda, es un término más relacionado con la tranquilidad, la abundancia y el disfrute de la vida; para lograrlo tienes que prepararte y tener un cambio de paradigmas mentales de cómo llevar tus finanzas personales.

Necesitas revisar tu entrenamientos mental, encontrar las creencias que tienes sobre el dinero y sobre la forma de conseguirlo, además deberás revisar las creencias que tienes sobre la gente que tiene dinero. Por ejemplo, ¿Qué opinión tienes sobre la gente rica?

En fin, lo primero que debes hacer es tener un concepto claro.

En esta entrada, te voy a contar varias cosas de forma general, que te vana ayudar a tener un concepto bastante claro.

Esto te va a permitir saber a ciencia cierta, cuando lograste la tan ansiada independencia financiera, siempre teniendo una mentalidad abierta hacia los nuevos retos y entrenando continuamente tu mente como norma de vida para poder romper los programas que te ha impuestos la sociedad en cuanto al manejo del dinero. 

Sin más preámbulo, ¡entremos en materia!

¿Qué es libertad financiera?

Comencemos al revés. Es más fácil.

¿Que NO es libertad financiera?

Libertad financiera no es ser rico, no es tener mucho dinero, no es dejar la vida en el trabajo hoy para poder tener dinero mañana, no es sacrificar la calidad de vida o el tiempo de calidad con tu familia para poder tener todo el dinero que quieras para gastar.

Hablando de todo un poco, ¿exactamente cuánto dinero hay que tener para ser rico?

Volvamos al punto, ¿qué es entonces libertad financiera?

La libertad financiera es el punto donde tienes los suficientes ingresos pasivos, ahorros, efectivo e inversiones financieras para cubrir tus gastos básicos, al mismo tiempo que la disfrutas plenamente con tu familia y haciendo lo que te gusta en vez de sólo hacer cosas para ganar dinero.

¿Me sigues? Vale hay unos conceptos allí un poco extraños, sigue adelante y te prometo que te voy a explicar.

La libertad financiera, como lo explica el famosísimo Robert Kiyosaki, solo puede ser lograda cuando estás preparado para ello y esto implica un cambio en tu mentalidad (razón por la cual voy a hablarte un montón sobre este tema) y en tu relación con el dinero.

También necesitas aprender constantemente sobre finanzas personales y planificación financiera. Cuando logres esto tendrás mayores ahorros para seguir invirtiendo o para retirarte tranquilamente porque tu dinero estará trabajando para ti y no al revés.

libertad-financiera-familia

“La libertad financiera es mucho más que dinero, se trata de vivir una vida más rica”

David Bach

Ingresos Activos Vs. Ingresos Pasivos

Los ingresos activos son aquellos que obtienes mediante algún tipo de trabajo o esfuerzo, como por ejemplo un salario. Implica que inviertes tiempo y esfuerzo para obtenerlos.

En pocas palabras, tu trabajas y produces dinero.

Por otro lado, los ingresos pasivos se obtienen con poco o casi ningún esfuerzo; el dinero se produce prácticamente solo y tu tienes más tiempo libre para invertirlo en tu formación, distracción o como te de la gana. Un buen ejemplo de esto son las inversiones.

En pocas palabras, tu dinero produce más dinero.

¿Viste? Cada vez se pone más claro.

Con eso en mente, consigues o alcanzas libertad financiera cuando la balanza de tus finanzas personales se inclina más a favor de los ingresos pasivos para que tengas más tiempo y dinero para disfrutar la vida como quieras.

Vale, lo voy a decir de otra forma, cuando podrías vivir indefinidamente sin trabajar porque tus ingresos pasivos son suficientes para pagarte una buena vida.

Tienes preguntas, lo sé. Vamos a ello.

¿Cómo puedo conseguir o lograr la libertad financiera?

Como buen Ingeniero Administrador especialista en Gerencia de Proyectos te voy a decir que la matemática nos deja ver la fórmula mágica para alcanzar la libertad financiera:

¡Ten muchos ingresos pasivos!

JuanBer, ¿y cómo se hace eso?

Bueno, ahí ya no es tan mágica la fórmula, para lograr la libertad financiera, por otro lado tampoco existe un nivel de libertad financiera estándar.

Es posible que alcances la libertad financiera con un nivel X de ingresos pasivos pero te relajas, aumentas tu estilo de vida y tu gastos sobrepasan el nivel X de ingresos, justo ahí lo que habías avanzado.

Hay 3 prácticas claves en las cuales los autores más destacados en este tema están de acuerdo y son indispensables para lograr la tan anhelada libertad financiera:

1. Planifica tus inversiones y comienza a invertir temprano

Siii, JuanBer es demasiado obvio.

Ok. ¿ya lo hiciste?

Esta frase parecerá trillada y la leerás en cada libro sobre libertad financiera que leas, pero refleja la verdad más absoluta y dolorosa.

Debes comenzar a invertir lo más temprano que puedas, así sea en pequeñas cantidades, y deje que tu inversión empiece a rendir frutos (ingresos pasivos, te acuerdas).

Planifica tus inversiones en función de objetivos, como tu presupuesto mensual o el tiempo para tu retiro, así determinarás no sólo cuanto invertir, sino también cuanto destinar a cada inversión.

presupuesto-libertad-financiera

No se recomienda dejar todo en un solo instrumento o vehículo de inversión financiera. Como dirían la abuelas:

¡Mijo, no es bueno tener todos los huevitos en la misma canasta!

Esta decisión puede ayudarte a ahorrar mucho dinero e invertir con el menor estrés financiero posible porque tienes un mayor abanico de opciones, una mayor certeza y un riego distribuido.

Para tomar estas decisiones es muy importante la formación continua, necesitas entrenar tu mente, identificar creencias limitantes y reemplazarlas por otras más potenciadoras.

Necesitas invertir temprano en la educación para la libertad financiera, estas inversiones pueden muy pequeñas, necesitas comprar libros o cursos porque vas a necesitar conocimiento sobre rendimientos, intereses y otros elementos que te ayudarán a escoger de manera acertada dónde, cuándo y cuánto invertir para lograr tus objetivos.

2. Libérate de las deudas (por lo menos de las malas)

¿No suena muy